Cómo atraer clientes potenciales más rápido para hacer crecer tu empresa

Cómo atraer clientes potenciales más rápido para hacer crecer tu empresa

Esta es la gran pregunta del millón que todos los empresarios se hacen: ¿cómo puedo atraer más clientes sin gastar mucho dinero?

Cómo ya habrás experimentado en primera persona, conseguir nuevos clientes es una tarea dura y complicada. De hecho, es más rentable fidelizar a los que ya tienes que salir a buscar nuevas cuentas. Por otro lado, también es verdad que, si no aumentas tu cartera de clientes, puede que tu negocio no crezca lo deseado y se estanque.

No existe una técnica mágica para hacer que, de repente, tu teléfono no pare de sonar porque una horda de empresas quiere contratarte. Lamentablemente, es más difícil que todo eso. Sin embargo, sí que se pueden poner en marcha una serie de acciones para propiciar lo que queremos: atraer clientes sin gastar demasiado dinero.

Sigue leyendo y te contamos 8 técnicas para conseguir clientes más rápido.

1. ¿Tienes un buyer persona?

El primer paso para elaborar una estrategia de captación de clientes es conocer al 100% qué perfil tiene. Este es el punto de partida para que todo lo que va a venir no fracase, ya que necesitas saber qué les preocupa, qué les motiva, qué les gusta y qué necesitan para llegar a ellos y convertirlos en clientes.

Pero, ¿qué es un buyer persona? Podría definirse como la representación semificticia de un cliente ideal. Nos ayuda a entender qué necesidades tiene y cómo nuestro producto o servicio puede ayudarle.

¿Cuántos buyer persona tienes que generar? Depende de tu empresa. Si las soluciones que ofreces ayudan a varios tipos de cliente, tendrás que construir un arquetipo para cada uno.

¿Te garantiza tener un buyer persona la conversión a cliente? No, pero te ayuda un montón a afinar el tiro y no perder tiempo y dinero en la búsqueda con empresas que.

2. Llamada fría: sí y no

La razón por la que decimos sí y no es porque, dependiendo del negocio y cómo de maduro sea, funcionará mejor o peor.

Es decir, si estás arrancando, siempre viene bien hacer una buena base de datos con empresas a las que les puede interesar tus servicios. Y no te olvides de elaborarla según tu buyer persona, para ir a ciencia cierta.

Si no aumentas tu cartera de clientes, puede que tu negocio no crezca lo deseado y se estanque. Clic para tuitear

Consejo: puedes empezar por llamar a negocios cercanos a tu zona, darte a conocer, averiguar el interés que podrían tener por lo que ofreces, conocer qué soluciones utilizan y que son competencia tuya…

3. Talleres y seminarios, algo más que un simple afterwork

Llámalo networking, confluencia de sinergias o intercambio de tarjetas de visita… pero lo que es un hecho es que acudir a este tipo de eventos sirve mucho más que para tomarse unas cañas.

Piensa que asistir a estos talleres te da la oportunidad de conocer a empresas que pueden ser público objetivo tuyo 100%. Por lo que iniciar una primera conversación con ellos puede ser muy provechoso para tu negocio.

Si no tienes demasiado tiempo como para asistir de forma regular a eventos de networking, puedes establecer un calendario con seminarios muy específicos que se alineen con los principales objetivos de la empresa.

4. Planea una estrategia de partners

Con empresas más consolidadas, iniciar una estrategia de partners puede ser una vía para conseguir clientes.

¿Qué significa tener partners? Cada vez que hagas una venta, tu socio se llevará un porcentaje – según lo que se acuerde en el contrato– y, a cambio, él ofrece tu solución como parte de su paquete de servicios. La ventaja de esta estrategia es que el esfuerzo comercial solo recae sobre ti a la hora de conseguir a la empresa socia, porque el resto de la labor comercial para conseguir clientes recaerá sobre tu partner.

5. Un buen blog siempre es buena opción

Dejando atrás el mundo offline, el mundo virtual facilita enormemente la captación de nuevos clientes, por su capacidad de difusión.

Entonces, ¿por qué un blog? Muy sencillo: ofrecer contenido de valor, obtener un buen posicionamiento en buscadores y llegar a las personas que están buscando una solución como la que ofreces.

¿Significa que si tienes un blog automáticamente vas a conseguir clientes? Ojalá… pero no. Poner en marcha un blog implica realizar un plan a medio-largo plazo, dedicarle una serie de horas para ofrecer buen contenido que interese, mantenerlo actualizado y bien optimizado…

¿Qué beneficio directo obtienes? Que las personas visiten tu blog como una fuente de información a la que acudir, por lo que algunas acabarán contratando tus servicios.

Para atraer clientes, un blog siempre es buena opción
Para atraer clientes, un blog siempre es buena opción

6. Una newsletter es casi obligatoria

Si hemos hablado de iniciar un blog, también tenemos que hacerlo de una newsletter. Es una manera de dar difusión de tus contenidos y las novedades de tu negocio entre los contactos de la lista de correo.

No existe una manera única de crear una newsletter: puede que tengas ciertos contenidos que interesen a parte de tu base de contactos y a otros a los que no.

Lo que sí existen son una reglas generales que deberían cumplir todas ellas:

  • Antes de generarla, segmenta tu base de datos para enviar a cada uno el contenido adecuado.
  • Pon especial atención al asunto de tus correos: es lo que hará que el email se abra o no.
  • Personaliza lo máximo posible el email; a todo el mundo se gusta sentirse especial.
  • Sé regular en el envío de tus newsletter; de lo contrario, no parecerá serio.

7. Marketing de afiliación para que otras empresas te ayuden a ganar

Este tipo de marketing te permite ganar una comisión promocionando productos o servicios de otra empresa.

Obviamente no es una estrategia para implantar en las primeras etapas de tu negocio, pues necesitas recorrido y experiencia en el sector para conseguir que una masa de personas te siga. La ventaja que tiene el marketing de afiliación es que, una vez consigas una audiencia fiel, será más fácil que se interesen por estos productos.

Hay un aspecto a tener en cuenta con esta estrategia: no se debe saturar a la audiencia con los productos promocionados de otras empresas, pues si eso ocurre, perderemos esa credibilidad que tanto esfuerzo nos ha costado ganar.

Si te interesa y quieres saber más sobre el marketing de afiliación, puedes leer este artículo de Frank Scipion.

8. Elige la red social que mejor se adapte a tu negocio

Principio básico que debes tener en cuenta: no tenemos que estar en todas las redes sociales. Si hay una que no encaja con nuestra estrategia, no va a aportarnos mucho y nos hace perder horas de trabajo, no es para nuestro negocio.

Teniendo en cuenta esta consigna, las redes sociales pueden funcionar bien para captar clientes, o al menos, para iniciar conversaciones con perfiles interesantes.

¿Qué podemos hacer en redes sociales? Por ejemplo, podemos buscar perfiles que estén preguntando por soluciones para su negocio y que nosotros podemos satisfacer, con el fin de iniciar una conversación y hablar sobre lo que podemos ofrecer.

¿Nos hemos dejado alguna estrategia? ¿Qué acciones utilizas para atraer clientes para tu negocio? No te olvides de dejarnos un comentario :=)

Quizá también te interese...